La Regidora de Júrtiga

30 Diciembre 2017

En nuestra útima visita a Júrtiga me quedé con las ganas de entrar en la finca La Regidora, precioso ejemplo de encinar mediterráneo sobre calizas, propiedad de una inmobiliaria malagueña que la tiene en barbecho, al cuidado del Sr. Manuel, con el que estuvimos hablando entonces, y que nos aseguró que podríamos entrar si no había montería, como era el caso aquel día. En estas jornadas navideñas, y deseando por otro lado enseñarle el venerable quejigo de Júrtiga a mi compi, decidimos matar dos pájaros de un tiro y visitar quejigo y Regidora, con remate gastronómico en Alhama. Y allá que fuimos.

Sigue leyendo

Anuncios

Por los recodos de Aldeire

19 Noviembre 2017

A finales de octubre exploramos uno de los barrancos en los que se divide el Arroyo Benéjar de Aldeire por encima del horcajo, el Arroyo de Los Pasillos. Nos despedimos entonces con las vistas del otro barranco, el de Los Recodos, clavadas en la retina, desde las alturas del cortafuegos por donde discurre la vereda más habitual. No he esperado mucho para completar el escaneo de la zona, recorriendo por su fondo este último. Además, en esta ocasión, yendo solo, aproveché para completar el ascenso hasta el sendero Sulayr, recorriendo la continuación del barranco por encima del carril principal del Marquesado, que toma el nombre de Arroyo del Picacho (por cierto, el mapa Mulhacén 1:10.000 de la Junta denomina tanto al barranco de los Recodos como al del Picacho como “Barranco de los Tejos”. Quede dicho para que nadie se despiste con la toponimia, siempre azarosa). Es un transcurso lleno de alicientes y con algunas espectaculares sorpresas botánicas, potenciadas por el apogeo de la coloración otoñal de las especies con las que en su momento se repobló toda la zona…

Sigue leyendo

Variaciones sobre San Jerónimo

La umbría del Monachil a la altura del Convento de San Jerónimo atesora excepcionales valores paisajísticos, botánicos y geológicos, que merecen más de una visita reposada. No en vano su parte este alberga la Dehesa de San Jerónimo, paraíso de vacas, ejemplo cimero de los robledales -y acerales- serranos. Pero no es menor el interés de su parte oeste, ocupada por el muy desconocido Barranco del Espinar, que arranca justo desde el collado de Matas Verdes. Dado que hablamos de la zona de contacto entre el cinturón calizo y el núcleo silíceo de Sierra Nevada, un recorrido transversal nos permite disfrutar de una instructiva variedad de terrenos y formaciones vegetales.

Sigue leyendo

Por los pasillos de Aldeire

22 Octubre 2017

Fiel a mi querencia por los arroyos y barrancos del Marquesado, retomo una ruta clásica -la de los castaños de Aldeire- para investigar una variante umbría y escondida: tras remontar el Arroyo Benéjar por la Rosandrá hasta la confluencia de los cursos que lo forman, donde la senda convencional aborda el cortafuegos por la divisoria de la loma, nosotros escogeremos el Arroyo de Los Pasillos, a la izquierda, para intentar subir por su fondo hasta el carril principal del Marquesado. Espero encontrar la humedad que este otoño parco en lluvias nos regatea, y disfrutar de recónditos fulgores de la vegetación de sus riberas…

Sigue leyendo

Una de arces (… de Montpellier en la Sierra de Huétor)

7 Octubre 2017

El Arce de Montpellier (Acer monspessulanum) es un arbolillo de porte pequeño a mediano perteneciente al género Acer, como sus mayores, el Arce Real o el Sicómoro, y bastante cercano a sus primos, el Arce campestre y el granatense, tesoro de nuestros bosques. Su nombre deriva de que Linneo lo conocería seguramente en los bosques cercanos a la ciudad francesa, pero podría perfectamente llamarse “Arce mediterráneo”, ya que esa es su área de distribución natural. En invierno, primavera y verano pasa desapercibido, humilde habitante de umbrías, barrancos y roquedos calizos, donde se camufla entre las encinas, pero ¡ay, amigo! en otoño el patito feo se revela como portador de un luminoso fuego, ora amarillo, ora de un rojo intenso, que lo destacan entre sus acompañantes perennifolios…

Sigue leyendo

Barranco de las Víboras

7 Octubre 2017

El Puerto de la Mora queda cerrado al Oeste por un conjunto de cerros que vienen a constituir el centro geográfico del Parque Natural de la Sierra de Huétor Santillán: Cerro de los Pollos, de las Víboras y Alto del Mirador y Tajos del Buitre al Sur, con la alargada cresta de La Mora al Norte. Entre todos ellos discurre una depresión o llano elevado, la Majada del Arroyo, de la que se desgajan el Barranco de la Mora -con su fuente- al Este, y el Polvorite, cuya fuente aporta las primeras aguas del Darro, hacia el Oeste. Dicho arroyo del Polvorite ha venido a prestar su nombre a toda esa umbría, y por sus faldas transita el sendero señalizado de la Cañada del Sereno, que no llega a remontar entero el arroyo, pues gira al Oeste y hacia abajo desde las faldas del Cerro del Muerto para continuar por un carril en el fondo del valle. Dicho carril, de tomarlo hacia la derecha, pasa bajo el Collado del Cigarrón y luego trepa hasta la Majada, con desvío hacia La Mora. Ese es el acceso más usado para llegar a estos parajes, aunque supone un rodeo importante. Existe, sin embargo, un acceso directo desde el sur, que puede abreviarnos la subida a los cerros, o constituir una conveniente ruta de vuelta a la zona de los Peñoncillos. Esta entrada describe dicha alternativa.

Sigue leyendo

Gredos en Agosto

18 Agosto 2017

Seguimos exprimiendo las vacaciones para acampar más lejos. Seguro que más de un gredista de pro se echaría las manos a la cabeza con el título y la fecha de la entrada. Vale, lo admito: no es el mejor momento para acercarse al incomparable Circo de Gredos; calor y poca agua. Pero para los que no somos de allí, no se trata de si es el momento óptimo para el sitio, sino de qué sitio puede ser óptimo para un momento determinado. El momento era este agosto calenturiento, y Gredos la alternativa de alta montaña más cercana fuera de Sierra Nevada. Así que…

Sigue leyendo

Volcanes verdes

28 Julio 2017

Aprovecho las vacaciones para ampliar un poco los horizontes y caminar por sitios algo más lejanos de lo habitual. En este caso, por los verdes campos de Francia. Dejando de lado Alpes y Pirineos, transitamos esta vez por el Macizo Central, para hacer una ruta turístico-senderista que incluye algún remonte mecánico -por los niños- pero también un hermoso pateo. El objetivo: la máxima altura del Macizo: el Puy de Sancy.

Sigue leyendo

San Jerónimo-Prados de las Yeguas

28 Mayo 2017

Apurando esta primavera tan seca, no acaba Mayo y ya nos vemos obligados a subir cerca de los 2.000m para escapar del calor y encontrar algo de verde. Recordando la iluminadora conexión que encontramos en otra ocasión, entre el Convento de San Jerónimo y los Prados de las Yeguas, a tiro de piedra de Pradollano, me vino a la cabeza que tenía vista desde la ladera de enfrente -por donde discurre la senda de la Cortijuela a la Estación- una faja de terreno que parecía descender sin accidentes de importancia desde los mencionados prados hasta el Río Monachil. De esas cosas que se te quedan en la cabeza, pendientes del día adecuado para investigarlas. Bien, pues era este.

Sigue leyendo

De coladas y barrancos

14 Mayo 2017

Transcurre esta preciosa ruta entre los términos de Frailes y Valdepeñas, por el Arroyo de los Barrancos, que no hay que confundir con el valle homónimo que al norte del Tercero viene a dar al Valdearazo; el que nos ocupa discurre hacia el sur, para unirse al Río de las Cuevas poco antes de Frailes, y convertirse desde allí en el Río Velillos. Por él circula una colada, o pequeña cañada ganadera, que, con el nombre de Colada de los Barrancos o de Cirolahilla -según el tramo- remonta desde el pueblo hasta los cortijos de Cereceda y Periche, donde se une a la de Los Villares, justo en la linde de la finca de los Morales. Imagino que toma su nombre del núcleo de Los Barrancos, cortijada en la cara Oeste del Cerro de la Misa, y luego de los de Cirolahilla (o Ciroladilla), un poco más arriba…

Sigue leyendo